VizyRed

Voyager 1: la sonda interestelar que lleva el mensaje de la humanidad

«Está claro que somos una variedad avanzada de primates en un planeta menor que gira en torno a una estrella ordinaria en el suburbio más remoto de una galaxia entre 100 mil millones de galaxias… Pero desde el inicio de la civilización la gente ha ansiado comprender el orden subyacente del mundo»

Stephen Hawking

El lanzamiento de las sondas espaciales Voyager 1 y 2 representaron un gran logro para la humanidad. El objetivo de las misiones era simple, llegar a donde nunca se ha llegado. Antes de su lanzamiento en 1977, un grupo de científicos sugirieron incluir en la misión una muestra de lo que era la Tierra y el ser humano. Esta especie de cápsula del tiempo viajaría por los confines del sistema solar, llevando una serie de mensajes sobre nuestra música, los sonidos de la naturaleza y la ciencia que conocemos.

El saludo de la humanidad hacia posibles civilizaciones

Aunque la primera sección contiene el saludo de la secretaría general de la ONU en inglés, la pista de audio incluye un saludo en 56 idiomas distintos. Entre las lenguas incluidas en la misión se encuentran el español y el quechua (nativo de los pueblos andinos). Algunos de los saludos con su respectiva traducción son:

  • Inglés: Hola de los niños del planeta Tierra
  • Español: Hola y saludos a todos
  • Quechua: Hola a todos desde la Tierra, en idioma quechua

El regalo de la música para el Universo

La Voyager 1 incluye una colección musical de distintas culturas del mundo. En la pista de audio podemos encontrar desde música clásica hasta originaria de Latinoamérica. Entre las piezas grabadas en el disco de oro de la Voyager 1 se encuentran:

  • «Johnny B. Goode» – Chuck Berry
  • «El Cascabel» – Lorenzo Barcelata y el Mariachi México
  • «Zampoñas y tambores» – Casa de la Cultura, Lima

Además, contiene una grabación, aproximadamente de una hora, de las ondas cerebrales de Ann Druyan, quien luego se convertiría en la esposa de Carl Sagan.

La representación de la Tierra y la humanidad

El disco de oro de Voyager 1 contiene varias pistas de cómo eran los sonidos de nuestro planeta. Las pistas muestran el sonido producido por volcanes, terremotos y rayos hasta animales como el chimpancé y el lobo.

Al mismo tiempo, el registro contiene 116 fotografías sobre las formas de vida terrestres. Asimismo, se incluyen imágenes sobre la sociedad humana y su naturaleza. La misión tardaría 40 000 años en pasar cerca de la estrella Gliese 445, ubicada a 17.6 años luz de la Tierra. En palabras de Carl Sagan, el mensaje de la Voyager 1 sólo sería captado si existiese una civilización avanzada en el espacio interestelar.

Andrés Vilatuña Narváez

Estudiante de Matemática, comprometido con la investigación científica. Me apasionan las nuevas tendencias tecnológicas. Escribo e informo mientras me tomo un café.

Agregar comentario